miércoles, 20 de junio de 2018

VELATORIO

Hablar de muertos vivientes, de aviones o de música clásica, organizar nuestros viajes, preparar barbacoas. Todo lo hacías bien. Les cuento que eras increíble, que todo el mundo te quería, que ha pasado ya una semana y aún soy incapaz de entrar en nuestra habitación. Mi hermana me escucha y calla. Solo ella sabe que me ibas a dejar, que no era un viaje de trabajo, que no estabas solo, que no fue un accidente.
(imagen tomada de internet)

* Relato enviado al concurso de Relatos en Cadena de La Ventana en La Cadena SER.
Cada semana la frase de inicio es la última frase del texto ganador de la semana anterior y la extensión de los microrrelatos no puede superar las cien palabras, sin incluir la frase de inicio. En negrita, la frase de inicio obligatoria.

sábado, 2 de junio de 2018

DESTINO: EL AEROPUERTO

En uno de los cuentos que escribí para Alberto y Sara hace cinco años, protagonizaban una aventura en el Aeropuerto de Asturias. Entre los dos hacían un recorrido por las zonas más importantes del Lado Tierra y el Lado Aire acompañados por un trabajador de Aena cada uno, yo fui Agente de terminal (hoy AAPUC) durante tres años y llevo unos quince años siendo Señalera (hoy TOAM), así que por lo menos bien documentado está.

Este mes de junio de 2018 el Aeropuerto de Asturias cumple 50 años. Entre las actividades programadas habrá un concurso de cuentos para niños/as de Asturias y algunos de los colegios más cercanos al aeropuerto vendrán a visitarlo.

En el Aeropuerto han querido utilizar mi cuento para enviarlo a los colegios antes de la visita, para que puedan conocer de antemano su funcionamiento y a mí me hace mucha ilusión. Está escrito pensando en lectores de 10 a 12 años, pero si tienes curiosidad por ver cómo funciona un aeropuerto por dentro, también lo puedes leer tú.

¿Te apetece leerlo?  Si haces clic en cada página para ampliarla, podrás leerlo mejor.

Y si me cuentas en los comentarios qué te ha parecido a ti o a tu peque, sería genial.







jueves, 29 de marzo de 2018

El abuelo León

En octubre de 2017 nos fuimos a León a una microquedada (con concurso de relatos incluido) que organizaron los participantes leoneses de Esta Noche te Cuento. Además de los bien que lo pasamos con todo lo que habían preparado para que fuera un fin de semana inolvidable, mi relato fue uno de los seleccionados

Os dejo aquí mi relato y el enlace donde podéis leer los dos ganadores y el resto de los finalistas.

Concurso de Relatos LEÓN EN PIEDRA
Bases:
El tema es libre y tendrá una extensión de hasta 150 palabras (excluyendo el título), incluirá de forma obligatoria las palabras “león” y “piedra”en el orden y contexto que se desee y en cualquiera de sus acepciones.

EL ABUELO LEÓN

Se llamaba Dionisio, aunque en el barrio le llamaban León. De niños pensábamos que era por su aspecto imponente y su voz profunda. Había nacido en el extrarradio de una ciudad de España, en una calle humilde y estrecha por la que bajaba saltando de piedra en piedra hasta el río.

En las tardes de domingo, entre fichas de dominó, cigarros habanos y vasitos de ron, Astorga, los asturianos y él compartían recuerdos de la infancia; revivían una y otra vez sus travesuras por las calles y las eras; fingían recordar el sabor ya olvidado de los cocidos y los cangrejos del Bernesga; y compartían también, en silencio, la pena callada de no haber vuelto.

Y en este enlace podéis leer el resto de relatos:

jueves, 15 de marzo de 2018

Lecturas

Salieron juntos cogidos de la mano, al principio solo cuatro. Al alcanzar la puerta del patio ya se habían sumado otros seis. Avanzaban seguros, con la mirada al frente y el gesto serio. Al verlos venir, los demás dejaban atrás pelotas, muñecas y piezas de madera para sumarse a la marcha, todos juntos, con una sola misión en el recreo.

De vuelta a clase el lunes, encontraron a una nueva profesora y una colección de cuentos de hadas hermosamente ilustrada en lugar del ejemplar de Rebelión en la Granja.

(pincha para ampliar y no perderte los detalles)
óleo de Loreto Delgado
* Relato enviado al concurso de Relatos en Cadena de La Ventana en La Cadena SER.
Cada semana la frase de inicio es la última frase del texto ganador de la semana anterior y la extensión de los microrrelatos no puede superar las cien palabras, sin incluir la frase de inicio. En negrita, la frase de inicio obligatoria.

domingo, 28 de enero de 2018

La niña pez

Bucear en el lago que había al lado de la casa fue su liberación. Cada tarde se deslizaba por el fondo con suaves movimientos de sirena, arrullada por las pequeñas olas que generaban sus pies. Las algas le rozaban la piel y se llevaban enredadas las palabras y las risas. Las miradas no podía atravesar el azul profundo y el agua amortiguaba el eco de los gritos que habitaban su cabeza. A la mañana siguiente en la escuela las palabras, las miradas, los gritos y las risas chocaban contra su capa de escamas y ya apenas le atravesaban la piel.

(pincha para ampliar y no perderte los detalles)
Ilustración de Diana López Albacete

* Relato enviado al concurso de Relatos en Cadena de La Ventana en La Cadena SER.
Cada semana la frase de inicio es la última frase del texto ganador de la semana anterior y la extensión de los microrrelatos no puede superar las cien palabras, sin incluir la frase de inicio. En negrita, la frase de inicio obligatoria.

lunes, 1 de enero de 2018

Amor Libre

Con este microrrelato participo en la convocatoria de Noviembre-Diciembre de 2017 de Esta Noche Te Cuento, con el tema Seres Mágicos. 

La idea inicial de este blog era acompañar cada micro con una ilustración de algún amigo/familiar/conocido, cosa que no siempre consigo, por eso hoy estoy feliz de presentaros este Amor libre con una acuarela de la jovencísima Sofía Bustamante a la que conozco y admiro desde que era una niña muy pequeña. 
(Aviso: No le perdáis la pista, va a dar que hablar. Podéis seguir su cuenta @sbe5things en Instagram)

AMOR LIBRE
Fue un sueño cumplido. Cuando la traje a casa solo podía pensar en lo felices que seríamos. Adapté las comidas a sus necesidades y tiré la pared que comunicaba el baño con el dormitorio, para poder verla desde la cama. Volvía a casa corriendo cada día después del trabajo solo para verla, le cambiaba el agua con frecuencia, le leía mis cuentos y ella parecía feliz. Pasaron tranquilas las primeras semanas, pero pronto empezó a palidecer, su pelo se oscureció y ya no volvió a sonreír.

Ahora vengo a verla todos los días al acuario y solo nos besamos a través de un cristal, pero el brillo de sus ojos y el azul de su cola no pueden ser más intensos.

Sofía Bustamante Esteban

Os dejo el enlace al relato tal y como aparece en la página de Esta Noche Te Cuento: 115. Amor libre (Nieves Torres)

lunes, 23 de enero de 2017

Mi familia

Saltaba a la vista que Katja y yo no éramos hermanos. Ella tenía unos ojos azules que parecían aún más grandes en su cara famélica y a pesar de la suciedad que la calle había acumulado en su pelo casi blanco, aún tenía un aire elegante; en cambio yo, con mis greñas negras y mis andares toscos, no dejaba de parecer lo que era: un pequeño vagabundo muerto de miedo. 

Dormitábamos acurrucados uno contra el otro, protegidos del frío y de los extraños por unos cartones, cuando mamá nos descubrió. También era obvio que no era nuestra madre. Ella vivía en una casa y nunca había pasado hambre, pero tenía la mirada tan perdida y tan triste como nosotros. 

Apenas recuerdo ya aquella época, pero si la revivo en sueños, corro desesperado sin moverme de la alfombra, gimoteando y ladrando; entonces mamá me rasca detrás de las orejas y su voz cálida y el ronroneo de Katjia me acarician hasta que me vuelvo a dormir.


Esta es mi propuesta para Esta Noche Te Cuento, para el tema de enero-febrero 2017:
 Perros y/o gatos

La imagen de la convocatoria es esta lustración de Paloma Casado, a la que podéis seguir aquí: Cantabria en dos latidos, y con quien tuve el gusto de coincidir en una final semanal de Relatos en Cadena (os dejo enlace) allá por el año 2013.

Nuestro libro: UN TIEMPO BREVE (2012-2017. 5 años de ENTC)

El 17 de diciembre de 2016 fue un día importante para muchos de los que participamos con mayor o menor frecuencia en esta gran comunidad que es Esta Noche Te Cuento. Ese día, en la Biblioteca Eugenio Trías de Madrid, tuvo lugar la presentación de Un tiempo breve, un libro recopilatorio en el que se han reunido relatos de 136 entecianos, 136 autores que seleccionamos dos de los relatos con los que hemos participado en Esta Noche Te Cuento entre 2012 y 2017. Todo el trabajo de la edición estuvo dirigido por Juan Antonio Morán (JAMS), el alma de ENTC (¡cómo no te vamos a querer!) y la portada fue diseñada por Sara Lew.


Fue un día mágico por la emoción que supone ver tus relatos en papel, pero también por poner cara a muchos amigos virtuales con los que compartimos lecturas y comentarios a lo largo de cinco años y sobre todo por pasar un día entero compartiendo charla, risas, comida y emociones con ellos.


Estos son los dos relatos míos que aparecen en el libro:

Enero 2013: Tema: …CUANDO DESPERTÓ…

NOCHE DE PERROS
Cuando abrí los ojos supe que no había sido una pesadilla. La hija de Nara seguía junto a mi cama, respirando débilmente, pero viva. 

La de Nara, esa noche, había sido una muerte trágica: era muy joven y había muerto entre aullidos pariendo a unos cachorros que morían al nacer. 

Papá preparaba la cena cuando el parto se adelantó varios días. Nosotras colaboramos en lo que pudimos: hervimos agua, preparamos paños, tratamos de reanimar a los cachorros y de aliviar a la madre, pero no sirvió de mucho. A medianoche, mi madre envolvió a Nara en una toalla y con el último cachorro cobijado en el escote de su blusa, se los llevó a la única clínica abierta a esas horas. Volvió de madrugada, derrotada, con el cachorro, una hembra diminuta con pocas probabilidades de sobrevivir.

Esa noche nos acostamos casi sin cenar y todos, hasta mi padre, lloramos antes de dormir.

Mi hermana, que quería ser atea, quiso entender la muerte de Nara como una prueba de que Dios no existe, le parecía impensable un dios tan poco oportuno. El resto nos centramos en criar a la pequeña. La llamamos Maisha, que en swahili significa “vida”.

5ª PROPUESTA 2015. Del 1 de septiembre hasta el 31 de octubre: DÍA DE LOS DIFUNTOS

Tema: Epitafios

DESPEDIDA


Después de un tiempo sin visitar a mamá, papá un día se armó de valor y fue a verla. Al distinguirlo acercándose entre las lápidas, deteniéndose a leer nombres, fechas y epitafios con ese andar pesado de quien no quiere llegar, ella comprendió. 

Papá apartó las hojas secas que cubrían el nombre de Mamá, como queriendo mirarla a la cara y permaneció un rato allí en silencio, contándoselo. Ella siempre había sabido antes que nadie lo que nos preocupaba a cada uno y al fin y al cabo esto era inevitable. Lo único que ella quería- le dijo- era saber que todos éramos felices, también él. 

Papá le prometió que no la olvidaría jamás y volvió a casa aliviado. Traía el corazón aún encogido y la chaqueta empapada de una lluvia fina y triste que estuvo cayendo toda la tarde.

Os dejo el resumen que Jams hizo de la jornada:

El álbum de fotos de la presentación:

Y el vídeo de la presentación:

martes, 10 de noviembre de 2015

Multifuncionales

Salen sigilosamente de las habitaciones de sus hijos y con apenas un café se van mucho antes de que amanezca, dejando tras de sí los almuerzos preparados -que tú sabes mejor lo que les gusta-, el dinero para la excursión y el jarabe con su dosis -no vaya a ser-. Dejan anotado en la nevera el horario de baloncesto, el de inglés y los teléfonos de la abuela, de la oficina, y del pediatra. A media tarde salen sigilosamente del trabajo y vuelven con la compra hecha, el menú de la cena en la cabeza y la marca de malamadre en las ojeras.



* Relato enviado al concurso de Relatos en Cadena de La Ventana en La Cadena SER.
Cada semana la frase de inicio es la última frase del texto ganador de la semana anterior y la extensión de los microrrelatos no puede superar las cien palabras, sin incluir la frase de inicio. En negrita, la frase de inicio obligatoria.

martes, 15 de septiembre de 2015

DESPEDIDA

Después de un tiempo sin visitar a mamá, papá un día se armó de valor y fue a verla. Al distinguirlo acercándose entre las lápidas, deteniéndose a leer nombres, fechas y epitafios con ese andar pesado de quien no quiere llegar, ella comprendió.
Papá apartó las hojas secas que cubrían el nombre de mamá, como queriendo mirarla a la cara y permaneció un rato allí en silencio, contándoselo. Ella siempre había sabido antes que nadie lo que nos preocupaba a cada uno y al fin y al cabo esto era inevitable. Lo único que ella quería- le dijo- era saber que todos éramos felices, también él.
Papá le prometió que no la olvidaría jamás y volvió a casa aliviado. Traía el corazón aún encogido y la chaqueta empapada de una lluvia fina y triste que estuvo cayendo toda la tarde.

Microrrelato para Esta Noche te Cuento, para la 5ª PROPUESTA. Del 1 de septiembre hasta  el 31  de octubre: DÍA DE LOS DIFUNTOS
Tema: Epitafios
(Imagen tomada de internet)
Para leerlo en el blog junto al resto de las propuestas de esta temporada, sigue el enlace: